Prevención

¿Por qué es importante prevenir los problemas de comportamiento?

Los problemas de comportamiento, tanto en perros como en gatos, son una de las principales causas de abandono y eutanasia. Previniéndolos evitaremos estas conductas molestas que pueden acabar rompiendo la confianza en el animal. Además, garantizaremos tanto el bienestar del animal, como el de toda la familia. 

¿Cómo se pueden prevenir los problemas de comportamiento?

Existen diferentes estrategias para prevenir los problemas de comportamiento, sin embargo, las tres más importantes son:
   1. Una correcta socialización del cachorro. 
   2. Educación básica (adiestramiento) del perro. 
   3. Pautas generales de manejo en casa (ambiente correcto, consistencia en el manejo, etc.)

¿Qué es el período de socialización?

El período de socialización es un periodo sensible del desarrollo del cachorro. En el caso de los perros comprende desde la 3ª semana de vida hasta la 12ª (aproximadamente). Se le llama período sensible porque todo lo que experimente el cachorro durante estas semanas tendrá un impacto muy importante y duradero en su conducta, es decir, marcará en gran medida su comportamiento adulto. 
Un correcto manejo del cachorro durante el período de socialización permite disminuir la probabilidad de aparición de muchos problemas de comportamiento. Si un perro es correctamente socializado tendrá menos posibilidades de mostrar miedo, de morder demasiado fuerte cuando juegue con vosotros o con otros perros (correcta inhibición de la mordedura), orinará y defecará en un lugar correcto, conocerá el lenguaje canino (lo que le permitirá evitar conflictos y, por lo tanto, habrá menos probabilidades de que aparezcan problemas de agresividad), será capaz de hacer frente correctamente a las situaciones frustrantes y estresantes (responderá con menos agresividad ante estas situaciones, entre otros) y, finalmente, podrá convivir sin mostrar miedo y/o agresividad con personas, niños, perros y otros animales (como por ejemplo los gatos). En otras palabras, una correcta socialización permite mejorar el bienestar del animal y de las personas y animales que le rodean. 

CURSOS DE SOCIALIZACIÓN

¿Por qué es importante socializar a un cachorro?

El período de socialización comienza a las 3 semanas de vida porque es cuando el perro ya ha madurado todos los órganos de los sentidos. Es decir, a las 3 semanas el cachorro es capaz de ver, oír, olfatear, sentir el tacto y el gusto. Antes de las 3 semanas el perro ya tiene olfato, gusto y tacto, pero es ciego y sordo.

Sin embargo, a las 3 semanas de vida, todavía necesita madurar algunas estructuras del sistema nervioso central (del cerebro). Entre ellas están las estructuras que controlan el miedo. Por lo tanto, a las 3 semanas de vida, el perro es capaz de percibir su entorno mediante todos los sentidos pero no tiene miedo. 

Esto convierte al cachorro en un "Kamikaze" de la exploración. Tiene la necesidad de explorar el entorno, de buscar a otros perros y a  personas para jugar y experimentar, quiere conocer su mundo. Además, es completamente necesario que lo haga, ya que todo lo que vea y conozca durante el período de socialización es probable que no le dé miedo cuando sea adulto. Por el contrario, si el cachorro está aislado o con poco contacto con el exterior, es probable que desarrolle miedo a muchos estímulos a partir de la 12ª semana de vida. Típicamente, los perros mal socializados, son perros que no quieren salir a pasear y que se muestran esquivos, e incluso agresivos, a multitud de estímulos.

Entonces, ¿Cuándo tengo que empezar a bajar a mi perro a la calle?

Como hemos visto, es importante que el cachorro tenga contacto con muchos estímulos durante el período de socialización. Sin embargo, hay un problema importante, todavía no está vacunado. Al no estar vacunado hay un peligro de contraer enfermedades infecciosas (parvovirosis, moquillo, etc.) si lo bajamos a la calle y tiene contacto con perros desconocidos. 

La vacunación termina, aproximadamente, a las 12-13 semanas de vida, al mismo tiempo que se termina el período de socialización. Esto creo un problema porque, desde el punto de vista médico no es recomendable que salga a pasear antes de las 12 semanas de vida, pero desde el punto de vista del comportamiento es esencial que lo haga. 

Por ello surgen las clases de socialización para cachorros. Estas clases, también conocidas como puppy parties, permiten socializar correctamente a los cachorros en un entorno sanitariamente controlado y seguro. 

Varios estudios demuestran que los cachorros que atienden a estos cursos de socialización tienen menos problemas de comportamiento que los que cachorros que no van a estas clases. Además, un estudio reciente demuestra que los perros que van a clases de socialización no tienen más probabilidades de padecer enfermedades infecciosas como la parvovirosis o el moquillo. 

¿Qué son y qué se hace en un curso de socialización?

Son 4 sesiones de, aproximadamente, 1 hora de duración que se realizan en un centro sanitariamente controlado.

En ellas se juntan entre 3 y 4 cachorros con todas sus familias. En un entorno muy enriquecido y divertido, le vamos presentando a los cachorros diferentes estímulos como sonidos de tormentas, petardos, diferentes personas, niños pequeños, otros perros adultos (vacunados y controlados), entre muchos otros. 

Esto permitirá que, cuando crezca, no tenga miedo a todos estos estímulos y, por lo tanto, sea un perro feliz.

¿Solo aprenderá a no tener miedo, o tienen otras ventajas los cursos de socialización?

No, rotundamente no. En las clases de socialización, además de habituarlo a todos esos estímulos, también aprenderá a:

   1. Orinar y defecar en un lugar correcto. 

   2. Una serie de ejercicios básicos de obediencia.

   3. A no tirar de la correa. 

   4. A no morder fuerte cuando estáis jugando con él (inhibición de la mordedura). 

   5. A ir al veterinario y aceptar las manipulaciones (dejarse poner inyecciones, mirar las orejas con el otoscopio, cortar las uñas, etc.). 

   6. Permitirá la higiene básical (aceptará el baño, el secador, el corte de uñas, la higiene de las orejas e, incluso, la higiene dental). 

Además, también os enseñaremos a cómo enriquecer el entorno del animal, para evitar destrozos en casa y fomentar una buena relación con todos los miembros de la familia. 

Los cursos de socialización se realizán en un entorno práctico y divertido, donde no solo el perro se lo pasará bien, sino que toda la familia disfrutará y participará de la educación del nuevo miembro. 

¿Cuáles son los requisitos para iniciar un curso de socialización?

Todos los perros que acudan a nuestros cursos de socialización deben estar correctamente desparasitados (interna y externamente) y deben haber pasado, al menos, 7 días desde la primera vacuna. 

La edad mínima, por lo tanto, son las 7 semanas de vida. La edad máxima serán las 10-12 semanas de vida. 

Si mi perro tiene más de 12 semanas de vida, ¿Qué puedo hacer?

No te preocupes, si tu perro ya tiene más de 12 semanas de vida, todavía estamos a tiempo de poder ayudarte, no dudes en contactar con nosotros y te ayudaremos, de forma individualizada, a educar correctamente a tu cachorro. 

Servicios y precios

Servicios Incluye Precio 
Curso de socialización

4 horas de curso

Apuntes del curso (correo electrónico), para que siempre tengas acceso a la información del curso

Asistencia vía correo electrónico

165.29 € + iva (pvp 200 €)

Socialización

individualizada

5 Sesiones de 1 hora de duración

Apuntes del curso (correo electrónico), para que siempre tengas acceso a la información del curso

Asistencia vía correo electrónico

206.61 € + iva (pvp 250)

 

Contacta con nosotros para más información y para la contratación de servicios.